Llegaron los anteojos tan esperados

WP_20141120_014
Publicada: 26.10.2014. en la categoría: Noticias, Proyectos

“Amarte, María, significa amar a un niño dormido en los brazos. Amar a todos los niños del mundo, no importa de los colores que sean. Admirarte significa, María, admirar los colores del arco iris, la belleza de los bosques, la verde pradera y los cantos de los pájaros. Alegrarse contigo, María, es alegrarse con cada nuevo día y con cada pequeño regalo. Por eso, María, permanece para siempre con nosotros! Que en nosotros crezca la seguridad y la conciencia de que tenemos una Madre. Que tu calor de madre caliente nuestro mundo” Del cantoral mariano croata – Široki Brijeg – Zagreb, 2006., str. 301. – 302.

 

            Por más de que la campaña “para verte mejor”, donde hemos recogido una gran cantidad de lentes de sol y de anteojos graduados para las Islas Salomón, se haya cerrado el 15 de diciembre de 2013, para luego ya remitirlos, los anteojos llegaron a destino, recién unos días atrás. De hecho, nuestras hermanas están a una distancia de 14.720 kilometros de Zagreb. Los anteojos primeramente viajaron dos meses para llegar a las Islas Salomón. Desde febrero hasta hace poco, el contenedor quedó parado en Honiara, la capital de las Islas, porque no había ningún barco adecuado para transladarlo unos 100 kilómetros hasta la isla de Malaita – Bume donde están las Hermanas de caridad.

            En el mes de octubre, de una manera especial, honramos a María, como Reina del Santo Rosario. En la oración diaria del rosario, donde se reúne mucha gente, nos unimos a todos los hermanos y hermanas de todo el mundo, desde estas lejanas Islas Salomón. Y así en uno de estos días, llegó el regalo tan esperado, los anteojos. “Tiempo de Salomón”, es un dicho utilizado en la vida diaria y describe muy bien la larga espera – llegará cuando llegue, lo más importante es que llegue. La paciencia es una gran virtud, que gracias a Dios, en las Islas Salomón la hay en abundancia.

            Apenas llegó el contenedor, Las Hermanas, inmediatamente se tomaron el trabajo de la distribución de los anteojos a todos aquellos, a quienes la Dra. Tigrena Csik, oftalmóloga, había  prometido, durante su trabajo de voluntariado en el lugar, en septiembre de 2013. Así que, según las recetas de la doctora se encargaron en Zagreb, los anteojos para todos estos pacientes. Y los anteojos de sol para quienes presentaron, problema de ojo seco, causado por la exposición directa al sol, especialmente a los pescadores y agricultores. La Dra. Tigrena Csik con su marido, se preparan nuevamente para ir a las Islas Salomón, para continuar su trabajo de voluntariado, en la primavera de 2015, donde continuará con la atención oftalmológica y la distribución de los anteojos de acuerdo a las necesidades identificadas.

            A todos los que se han unido a la campaña “para verte mejor”, una vez más, ¡muchas gracias! La alegría de los niños, jóvenes y adultos, fue muy grande por la llegada de los anteojos. Que en el corazón de los benefactores, también crezca en abundancia esta alegría que proviene de Dios. “El ojo es la lámpara del cuerpo”. Es el lema con el que comenzamos esta acción. Creo que hemos conseguido encender una luz de esperanza en sus vidas y devolver la alegría en sus rostros.

            Pienso que en las fotografías, podrán reconocer a nuestras Hnas. M. Agustina (Marta) Nikolić y Jasna Plavac, distribuyendo los anteojos, quienes nos dicen que por ahora los tienen suficientes. Cuando haga falta continuaremos con la campaña.

            Encomendamos a sus oraciones a las Hermanas misioneras, al pueblo de Dios al que fueron enviadas y por todas sus necesidades.

            Pedimos la bendición del Padre Celestial para todos nosotros.